Snacks Salvavidas I (Verano)

Publicado el 16 agosto, 2018

El día tiene muchas horas y aún comiendo bien, muchas veces nos entra hambre o gula entre las comidas. En este artículo voy a dar algunas ideas de snacks rápidos, sanos, fit y deliciosos, para no echar mano a esos dulces, helados y galletas ultraprocesados del supermercado, que son caca.

Fruta

Sin duda para mí es la clave ahora en verano: fresquita, sana, llena de sabor y te hidrata, ¿qué más podemos pedir? Pues hay más, también es muy versátil. Un día te puedes tomar una macedonia, otro día un zumo o un batido, otro un polo o helado, o incluso usarla de topping para “yogurlado” o crepes etc.

Frutas variadas

Zumo

Para hacer un zumo de frutas sólo hay que licuar o batir bien la fruta y mejor elegir fruta con gran porcentaje de agua como las naranjas, limón o la sandía entre otros, y añadimos agua (o no) dependiendo ya de nuestro gusto.

Batido

Su preparación es muy parecida al zumo, las únicas diferencias son la fruta a elegir, que podemos usar fruta como el plátano, con menos porcentaje de agua, y que vamos a añadir un poco de leche.

Smoothies

Tan simple como congelar la fruta antes de pasarla a la batidora (a mí me gusta añadir casi siempre algo de plátano, por textura y dulzor).

Polos

Usando moldes comprados o los “vasitos” de yogures o queso fresco, vertimos nuestro zumo de frutas y dejamos congelar.

Helado

Parecido al batido, batimos la fruta esta vez junto con queso fresco batido 0% o yogur natural desnatado, la proporción aquí sí es importante, debe ser aproximadamente mitad y mitad, y mejor con fruta congelada. Por ejemplo: 300gr de frutos rojos congelados con 300-350gr de queso fresco batido 0%. Una vez bien batido, vertimos en un recipiente apto y metemos en el congelador. Cada hora, sacamos y movemos, y a las 3 horas aproximadamente tendrá textura de helado y estará listo para tomar.

Avena

Las gachas de avena bien fresquitas entran genial ahora en verano y mejor le sientan a nuestro cuerpo. Pero podemos ir más allá, con avena podemos preparar infinidad de postres y meriendas como batido, flan, pudin, natillas etc.

Batido-yogur

Mezclamos 30 gramos de harina de avena del sabor que queramos con medio vaso de agua o algo más, una clara de huevo y un vaso de leche (yo uso de soja), calentamos a fuego medio en un cazo hasta que espese. Después vertimos un yogur y batimos todo bien, y al frigorífico para tomarlo bien fresquito.

Batido fit con sandía y chocolate

Gachas

Hay miles de formas pero os comparto la que más me gusta en verano. En un cuenco vertimos un vaso de leche (yo uso de soja) y 60gr de copos de avena, añadimos canela o cacao puro al gusto, movemos un poco y lo dejamos en el frigorífico toda la noche (o el día, dependido de cuándo queráis tomarlo). Si es para desayunar, lo preparáis por la noche en un momento antes de dormir, lo dejamos en el frigorífico y a la mañana siguiente ya tenemos un desayuno bien fresquito y buenísimo.

Flan

Podemos prepararlo usando lámina/s de gelatina o sin usarlas. Si las usas, sería mezclar harina de avena, un vaso de agua y las láminas. Si no las usamos, podemos conseguir una textura parecida mezclando la harina de avena con una ó dos claras de huevo y menos agua y calentando en un cazo, después, una vez está una hora en temperatura ambiente pasamos al frigorífico y tendremos nuestro flan.

Natillas

Simplemente mezclamos harina de avena (40-50gr) y un vaso de leche (yo uso de soja), vertimos en un cazo y una vez ha espesado, apartamos, dejamos a temperatura ambiente y después lo pasamos al frigorífico hasta que esté bien fresquito.

Todas estas recetas con avena pueden completarse con frutas y/o sirope (hecho con proteína en polvo por ejemplo, o con cacao desgrasado) y por supuesto con frutas.

Proteína en polvo

De forma parecida a la harina de avena, podemos preparar snacks fresquitos con nuestra proteína en polvo, aunque si no tenemos ganas, incluso el batido entra genial.

Batido

Echamos 200-300ml de agua o leche fresquita en nuestro shaker y añadimos 25-30gr de proteína en polvo del sabor que más nos guste. Movemos bien y listo.

Polo

Vertimos el batido en moldes y dejamos en el congelador y tendremos nuestro polo.

Helado

Mezclamos proteína en polvo con yogur natural desnatado, yogur griego o queso fresco batido 0% y de igual forma que con los helados de frutas, una vez bien batido dejamos en el congelador y movemos cada hora. A las tres horas aproximadamente tendremos nuestro helado.

Helado fitness

Flan

Igual que con la harina de avena, mezclamos nuestra proteína (25-30gr) con láminas de gelatina y un vaso de agua (o con claras y agua pero entonces cocinando antes en el cazo, de todas formas en textura se queda algo mejor con harina de avena).

Además de estos snacks, la proteína en polvo se usa mucho como topping o acompañante en otros snacks fresquitos. Por ejemplo como sirope en flan, natillas, helados y yogurlados (que yo hago con queso fresco batido 0% porque me encanta).

Y más…

Por supuesto hay muchísimos más aperitivos fresquitos que podemos tomar ahora en verano, éstos son sólo algunos ejemplos. También podemos hacer bombones fresquitos con proteína o cacao desgrasado en cubiletes de hielo, o polos de chocolate, incluso mezclas de batidos helados o base de bizcocho-galleta con avena y helado encima, hecho por nosotros por supuesto.

Espero que os haya gustado y no dudéis en compartir vuestras ideas y dudas en comentarios.

¿Te ha resultado útil?

  • Valoración de los lectores
  • Puntuación 4.9 estrellas
    4.9 / 5 (6 )
  • Tu puntuación


Sigue leyendo: