Proteína para vegetarianos

Uno de los mayores problemas para los vegetarianos es como conseguir proteína no proveniente de  carne animales, en un principio puede suponer un problema buscar suplementos proteicos pero hay infinidad de soluciones para esto.

Para los vegetarianos que mantienen el consumo de huevos y productos lácteos, cualquier suplemento en polvo de proteína aportará buena parte de las necesidades proteicas diarias. En este caso, pueden tomar proteína de suero de leche o proteína de huevo las cuáles proporcionarán, en de las necesidades diarias proteicas, con todos los aminoácidos esenciales, esenciales y no esenciales requeridos para regenerar los tejidos biológicos naturales.

¿Y si soy vegano?

No hay problema. Dado que cada vez  es más frecuente personas que no incluen en su alimentación nada proveniente de origen animal, tenemos muchas opciones como pueden ser la proteína de guisantes, de avena, arroz o la más famosa de todas como es la de soja,  todas estas están destinadas a convertirse en un elemento básico en la dieta de cualquier vegetariano ya que nos proporcionará el ingesto de proteína y también dispone de una amplia gama de sabores.

Fuentes naturales de proteína vegetal

Podemos conseguir la proteína diaria a través de los alimentos, estos son los alimentos vegetales más altos en proteínas:

Semillas: de lino, de calabaza, de cáñamo, de quinoa, de amaranto…

Cereal: arroz integral, avena, cebada, pasta, trigo…

Legumbres: garbanzos, lentejas, habas, alubias, guisantes, cacahuetes…

Frutos secos: pistachos, almendras, nueces, avellanas…

Alimentos completos: tofu, soja….

Estos son algunos de los ejemplos en los cuáles podemos encontrar el aporte necesario  de proteínas de manera vegetal, sin incurrir en animales ni derivados de ellos.